Cómo elegir faja reductora

Los moldeadores del cuerpo, como la faja o el corsé, pueden ayudarte a eliminar centímetros y ocultar las imperfecciones en casi cualquier zona del cuerpo. El corsé se remonta a la España del siglo XVI.

Los moldeadores de cuerpo modernos se basan en el mismo concepto que ya se utilizaba siglos atrás con la invención del corsé: ¿Cómo se puede hacer para que el cuerpo tenga mejor aspecto? Si quieres dar forma a tu busto, el vientre, los muslos o las nalgas, hay algunos principios básicos que te ayudarán a escoger la mejor faja reductora para tu cuerpo.

Cómo elegir Faja Reductora

Cómo elegir una faja reductora

  • Elige un rango de precios que estés dispuesta a pagar. Fajas están disponibles en los mercadillos o mercados de baja calidad pueden ser baratas pero si estás dispuesta a invertir en calidad, te sugerimos que acudas a grandes almacenes o tiendas especializadas de ropa interior. Allí encontrarás no solo prendas de mejor calidad y con mejores resultados sino que también encontrarás un vendedor especialista que podrá aconsejarte en la compra de tu faja reductora.
  • Selecciona el control de la faja, es decir, la firmeza. Fajas están disponibles en todas las variedades de firmeza, desde muy suave hasta muy firme. Cuanto mayor sea el control y la firmeza, mayor diferencia marcará. Es decir, la faja podrá sostener con una mayor fuerza y también será más apretada. Esto indica que también será más incómoda.
  • Debes decidir si quieres o no una faja rígida. Existen algunas fajas con el interior relleno de unas bandas rígidas de plástico o metal (como los aros de los sujetadores) que hacen que la prenda sea más rígida. Esto permite a la faja dar mejor forma a la cintura y al estómago, pero son más incómodas porque restringe el movimiento de tu cuerpo.
  • Ten en cuenta la cobertura de las fajas que estés mirando. Si estás buscando dar forma a una sola área del cuerpo, la cobertura no es un problema. Sin embargo, si deseas controlar múltiples áreas, deberás mirar la cobertura que ofrece cada pieza. Algunas fajas reductoras son para los muslos y las nalgas, mientras que otras cubren los muslos, las nalgas y el estómago.
  • Revisa el ajuste. El ajuste es el aspecto más importante para elegir la mejor faja. Es esencial probar la pieza y ver cómo afecta a la apariencia y la forma de su cuerpo. Cuando se trata de una faja, debes prestar atención no sólo a lo que hace por la zona controlada, sino también a lo que ocurre en el punto donde termina la faja. ¿Tu barriga parece más plana pero la faja te ha creado una protuberancia en la cadera? ¿Ha provocado bultos anti estéticos?
Cómo elegir Faja Reductora

Consejos para comprar fajas online

Asegúrate que el comercio tiene una guía de tallas de manera que puedas medir tu cuerpo para saber qué talla es la correcta. Si aún así fallas en la elección de tu faja o no te queda como esperabas, debes de poder devolverla así que ante de comprar revisa que el comercio tenga una buena política de devoluciones. Por lo general, el cliente debe abonar los gastos de envío al devolver un producto pero el precio de la faja te será reembolsa.