Fajas de embarazo

Existen muchas prendas de apoyo diseñados para ayudar a aliviar los dolores y molestias asociadas con el embarazo. Las fajas de embarazo son una opción perfecta como ropa interior de apoyo.

Fajas de Embarazo

Una faja de maternidad se asemeja a unas bragas bien ajustadas y altas. Cubren el estómago hasta justo debajo del busto, de manera que recogen toda la barriga. El borde inferior de este tipo de fajas de maternidad puede variar de manera que llega hasta la cintura, puede ser como un par de bragas normales, llegar hasta la mitad del muslo o incluso por encima de la rodilla.

que es una faja de Maternidad

Hay una gran variedad de opciones para las embarazadas de manera que puede elegir la opción que les resulte más cómoda. Por lo general, esta suele ser una decisión muy personal y no existe una preferencia clara entre las embarazadas. Te sugerimos que pruebes varias de ellas hasta dar con el modelo que te resulte más cómodo.

Función de las fajas de embarazo

Este estilo de la prenda interior sirve como apoyo y proporciona una presión perfecta a lo largo de la pelvis que ayuda a elevar el estómago. La parte posterior de una faja de maternidad proporciona soporte lumbar para la espalda baja. De esta manera, la embarazada no soporta tanto peso y su espalda no se ve dañada. Están especialmente recomendadas para embarazos múltiples en los que la barriga puede llegar a tener un peso considerable.

Beneficios de las fajas para embarazo

Cuando el estómago se levanta, la presión del peso adicional del embarazo se distribuye uniformemente. Esto reduce la cantidad de presión en la columna vertebral de la mujer. Algunos modelos están diseñados para aumentar la circulación, lo que lleva a la disminución de calambres en las piernas.

Tipos de fajas de embarazo

Las fajas de maternidad están hechas de una variedad de materiales muy amplia. Algodón, nylon, lycra y spandex son telas muy populares para este tipo de prendas. Además de las fajas de maternidad que se usan durante el embarazo, hay otras fajas de maternidad diseñados específicamente para su uso después del parto. Son las llamadas fajas postparto.

Las fajas de maternidad que son demasiado grandes o demasiado pequeños no ofrecen el soporte adecuado. Cuando elige mal el tamaño o la talla, las fajas de maternidad tienden a estirarse o deformarse con el tiempo, disminuyendo el nivel de consuelo y apoyo ofrecido.